miércoles, 12 de febrero de 2020

Próxima actividad belgraniana

Nuestra Señora del Rosario y 
el general Belgrano



Visita guiada de contenido histórico para poner en valor la imágen de Nuestra Señora del Rosario a la que rezó Belgrano cuando llegó a Rosario para crear nuestra Bandera.

La imágen es el único testimonio que subsiste del Rosario de 1812.

La actividad se concretará el próximo 27 de febrero a partir de las 20,30 horas y se iniciará en el Atrio de la iglesia Catedral de Rosario (Bs. Aires esquina Córdoba) para finalizar en el Camarín de Nuestra Señora, que aloja a la histórica imagen.Es totalmente gratuita y abierta a todo público.

Conduce el Dr. Miguel Carrillo Bascary, miembro de número del Instituto Nacional Belgraniano y titular del Programa Rosario Cuna de la Bandera, de la Municipalidad de Rosario. El citado ha sido director del Monumento a la Bandera y presidió la Junta de Historia de Rosario.

Coorganizan esta visita especial la Secretaría de Turismo de la Municipalidad de Rosario; el ETUR y la parroquia de la Catedral. Con el patrocinio del Instituto Nacional Belgraniano.

Coordinan la actividad: Analia Hernández y María Alejandra Santángelo.

Presentación: presbítero Osvaldo Mascerola, cura párroco de la Catedral.

Este evento integra el Programa Oficial de actividades previsto por la Municipalidad de Rosario en el presente Año Nacional Belgraniano




jueves, 30 de enero de 2020

Pautas para el diseño de banderas

Banderas: Buenos Diseños
y No Tan Buenos

Pautas para el diseño de banderas

       
 Un excelente diseño  (Jamaica) y uno muy "opinable" (ciudad de Milwakee)


Adaptado por Miguel Carrillo Bascary

PRESENTACION

Este artículo intenta servir de referencia técnica absolutamente básica para apreciar qué diseños de banderas pueden ser calificados positivamente, de conformidad a las reglas de la disciplina que las estudia, la Vexilología.
Es una adaptación del conocido ensayo “Good flag Bad flag” obra del vexilólogo estadounidense Edward (Ted) Kaye (Portland Flag Association; NAVA North American Vexillological Asociation; etc.). Los ejemplos son los mismos que eligió el autor en su edición original.
Por la misma se procura adecuar las indicaciones del texto a la realidad de la República Argentina; aunque su contenido bien puede aplicarse a otros estados.
La necesidad de esta publicación está motivada en la tendencia de muchas localidades de adoptar una bandera que las identifique; de manera que pueda incrementarse su calidad técnica.
Una buena versión del original documento puede visualizarse desde https://issuu.com/lapalu/docs/teste; es una traducción al español realizada por el vexilólogo Gustavo Tracchia, miembro de la NAVA, en conjunto con el autor.

Edward (Ted) y la portada de su proyecto
Observación

En el misterio que entrañan los actos humanas tenemos que respetar aquellos diseños que una comunidad elija como su bandera representativa. Las críticas que se pueden formular son netamente profesionales, de ninguna manera significa desmerecer el resultado de la elección. 


FUNCIONES DE UNA BANDERA

La historia universal señala que una bandera indica una posición y que representa a una comunidad u a otro conglomerado urbano; como por ejemplo: a una organización social o a una empresa. También existen las que corresponden a movimientos sociales; culturales; políticos; a una dinastía y hasta una persona en particular.  

Como elemento identitario implica valorizar el pasado; asumir el compromiso del presente y proyectarse hacia el futuro que protagonizarán las generaciones por venir.

Para diseñar una bandera los vexilólogos han sistematizado cincos principios básicos para lograr para un buen diseño, conocerlos hará más fácil lograr un diseño que cumpla con el propósito.

Las banderas más conocidas corresponden a los estados nacionales; pero también las hay que representan a estados subnacionales (provincias o departamentos, según la nomenclatura de cada país); a ciudades (municipalidades; alcaldías) y a pueblos (comunas).

Seguidamente nos referiremos en particular a las enseñas representativas de ciudades y pueblos de Argentina, aunque bien puede aplicarse lo vertido a las realidades de otros estados.

En varios aspectos las banderas siguen algunos de los principios para su diseño que se toman de la Heráldica, pero la Vexilología posee otros que le son propios; su consideración en conjunto ayudará a producir una bandera que sea efectiva; agradable y elegante. Dicho con todo énfasis: las banderas se estudian con las reglas de la Vexilología que solo son parcialmente compartidas con la Heráldica.


¿QUÉ REPRESENTA UNA BANDERA MUNICIPAL (O UNA COMUNAL)?

- La identidad de la comunidad que la habita
- Su historia; tradiciones y valores
- Sus caracteres socio-culturales
- Sus aspiraciones e ideales
- La autonomía municipal valorizada en el Artículo 123 de la Constitución Nacional argentina y, en consecuencia, también evidencia a sus instituciones políticas y sociales en la dimensión de la forma democrática de gobierno


¿QUÉ CONDICIONES DEBE CUMPLIR UNA BANDERA?

Se ha dicho que “una bandera ha de ser simple, fácil de confeccionar y reproducir rápidamente (en cantidad y en variados tamaños); permitir que pueda ser confeccionada en tela y otros materiales; que sea diferente a cualquier otra; fácil de visualizar aun cuando flamea; sus colores deben contrastar entre sí y ser duraderos; finalmente, y no por eso lo menos importante, ha de ser efectiva y elegante”.


ANATOMIA DE UNA BANDERA

Es un textil, cuya forma más divulgada es la rectangular.

Las partes principales de una bandera son:

Lado
del asta

Batiente
o vuelo
En Argentina, las banderas de ceremonia suelen llevar una corbata con los colores que predominan en el paño. Es un importante detalle a tener presente cuando se dicta la norma que aprueba el diseño. ya que de faltar, se verá visualmente disminuida si de la exhibe con las banderas nacionales o provinciales.

La norma que la oficialice también deberá disponer sobre el tahalí que usará el abanderado cuando desempeña su función que, por tradición, llevan los colores que predominan en el paño. De no ser así puede utilizarse el mismo tipo de tahalí que se usa para la Bandera nacional, ya que la institución municipal son entes públicos previstos en la Constitución Argentina.


LOS CINCO PRINCIPIOS BASICOS PARA DISEÑAR UNA BANDERA

1.-Simple – Tanto, que hasta un niño pueda dibujarla de memoria.

2.- Simbólica – Debe expresar aquello que representan; su diseño; emblemas; imágenes y colores han de formar un conjunto armónico.

3.- De pocos colores – Lo usual es limitarlos a tres; que sean de tonalidad básicas y que contrasten entre sí.

4.- Omitir el uso letras; frases; números; logos y escudos – La bandera debe expresar su mensaje por sí misma.

5.- Original – Tendrá que ser distinta a cualquier otra bandera, salvo que la semejanza (total o parcial) responda a vínculos justificados en la historia común.


1.– SIMPLE: Tanto, que hasta un niño pueda dibujarla de memoria

Los diseños simples impactan en la memoria con mayor posibilidad de ser recordados, por lo que cumplen mejor su misión de identificar.
Cuando hay viento las banderas flamean, lo que no ocurre cuando se exhiben en interiores. En ambos casos deben ser visibles y fácilmente reconocibles; lo que solo logran diseños sencillos.
El costo de banderas con diseños complejos es siempre superior, por consiguiente, limita su uso y es comprometido reproducirlas en cantidad.
La mayoria de las banderas con diseños complejos poseen elementos rescatables que eventualmente podrían mejorar el proyecto si se los usara en alguna forma simplificada.
Se preferirá utilizar un solo elemento aplicado y eludir letras; números o escudos. Debe evitarse incluir imágenes en cantidad; tampoco paisajes. Esto complica la reprucción e incrementa los costos de producción.
Se aconseja utilizar imágenes o emblemas en tamaño grande. Si se quiere representar varios conceptos corresponderá buscar elementos y/o colores que tengan una doble lectura.
En principio la bandera tendrá ambos lados idénticos; aunque se podrá considerar que las cargas solo vayan en su anverso. No es adecuado usar diseños distintos para el frente y el reverso.

Ejemplo 1:

Congo - Usa colores llamativos y contrastantes; sus particiones son grandes y fácilmente distinguibles. Es fácil de identificar desde el reverso, tanto si flamea como si permanece estática.

Virginia Occidental - El escudo (sello o timbre) en el centro es de por sí muy complicado. El paño blanco la hace tediosa; solo el borde azul logra distinguirla de banderas similares las de otros estados de Norte América.

Ejemplo 2:

Bangladesh - Emplea dos colores fuertemente contrastantes y un solo símbolo, el Sol naciente de la independencia, colocado ligeramente descentrado. Con esto logra un buen efecto para afirmar su identidad.

Turkmenistán – La franja lateral reproduce complejísimos diseños tradicionales que utiliza su pueblo en el tejido de alfombras, tradicional producto del país.

Ejemplo 3:

Alaska - La constelación de la Osa Mayor, junto con la Estrella Polar, indican claramente la situación del Estado, ubicado en el extremo Norte del continente americano.

Bey de Tunéz – Esta antigua bandera del siglo XIX lleva un exagerado número de estrellas y lunas crecientes; en el centro destaca la espada del profeta Alí. En suma, resulta excesivamente compleja.


2.– SIMBOLICA: Debe expresar aquello que representan. Su diseño; emblemas; imágenes y colores han de formar un conjunto armónico.

De optar por un diseño gráfico como símbolo principal, debe representarse con formas regulares y simétricas.
Se evitarán los elementos que no sean expresivos o que hayan sido copiados.
Es factible atribuir a los colores un significado concreto, lo cual correspondería que lo explicite la normativa. Por ejemplo: el rojo, para la sangre y/o el sacrificio. El blanco a la pureza. El azul podría corresponder al agua o al cielo.
Debe considerarse que los colores poseen diversos significados en distintas culturas; además todos tienen connotaciones, tanto positivas como negativas; por lo que se recomienda incorporarlos con prudencia, buscando la simplicidad.

Ejemplo 4:

Confederación Iroquesa - Como símbolo de las cinco tribus de la etnia, incorpora como elemento central, el legendario “cinturón de Hiawatha” que ya se empleaba en el siglo XVII. El color blanco del cinto, contrasta con el tradicional azul del “wampum” (collar de cuentas hecho de conchillas) usado por los pueblos de esta confederación.

Pueblo Navajo – El diseño contiene más de veinte elementos gráficos, todos son de extrema importancia para esta cultura, pero demasiados pequeños para poder ser claramente identificados; lo que genera agobio al observador.

Ejemplo 5:

Italia – Reconoce su origen en la bandera de la Revolución Francesa. La disposición vertical de sus franjas se interpreta como un desafío a las de tipo horizontal, propias de las tradicionales monarquías reinantes al tiempo de formarse el estado itálico.

Akita – La enseña de esta prefectura del Japón, se basa en una estilizada letra “A” del alfabeto japonés, “katakana”; es muy peculiar, pero carece de universalidad, ya que para interpretarlo es preciso conocer el idioma japonés.

Ejemplo 6:

Ucrania – Este paño refleja el celeste de sus cielos; sobre un dorado campo de trigo; una de las principales producciones del país. Es sumamente expresiva.

Organización de los Estados Americanos (O.E.A.) - En esta bandera están representadas las de todos estados miembros de la Organización. Por consiguiente, cada vez que se incorpora o se retira un país, debe ser modificada.


3.– DE POCOS COLORES: Lo usual es limitarlos a tres; que sean de tonalidad básicas y que contrasten entre sí. 

Los colores más usados en banderas son: rojo; azul; verde; negro; amarillo y blanco; en matices que van desde las tonalidades obscuras a las claras. Ocasionalmente también se utilizan: el violeta; gris y el naranja. Raramente el marrón, eventualmente solo en detalles.
Es recomendable separar dos colores obscuros interponiéndole uno claro (o viceversa) con esto se crea un efectivo contraste que permitirá identificar a la bandera cuando se la representa solamente en “la gama del gris”, es decir, en blanco y negro. Lo propio procederá cuando se quiera superponer una forma sobre el fondo.
Un diseño con más de cuatro colores distintos aumenta considerablemente la complejidad de la bandera y hace más onerosa su reproducción. Como las telas se producen industrialmente en un número limitado de colores, conviene restringirse a los básicos, pero en esto hay cierta amplitud.
Al momento de dictarse la norma que oficializa la bandera se deberán expresar los colores según alguna de las escalas internacionales.

Ejemplo 7:

Amsterdam – La ciudad usa el rojo y el negro sin estar separados por un color más claro, pero el contraste logrado es altamente es efectivo.

China (insignia de almirante, 1882) – Esta antigua bandera emplea un número excesivo de colores; obsérseve que el blanco debería estar separado del amarillo por otro color mas fuerte. Asimismo, la representación contenida en el cantón (el lugar de distinción del paño), es muy pequeña para que pueda apreciarse con claridad.


Ejemplo 8:

República Dominicana - La combinación de dos colores fuertes contrasta con el blanco de la cruz, dándole un interesante balance y produciendo un equilibrio “negativo,” si se quiere, en toda la superficie. Sin embargo, para visualizar el escudo central es necesaria una estrecha cercanía.

Dominica - El uso de seis colores incrementa considerablemente el costo de producción de la bandera, y la hace innecesariamente compleja.

Ejemplo 9:

Nuevo México – Su diseño se considera de los mejores entre las banderas de Canadá y Estados Unidos. El rojo y amarillo aluden a la herencia hispánica, mientras que el símbolo central es un Sol estilizado en el estilo de los Zia, uno de los grupos que integran la cultura “Pueblo”, de la actual región de Nuevo México. El Sol y el número “cuatro” que aparece sugerido en sus rayos son elementos de extrema importancia para esta cultura.

Virginia – Para reproducir el escudo oficial del estado, que lleva en su centro esta bandera, se necesitan nada menos que 18 colores. El diseño es imposible de identificar, aún a corta distancia y la gran cantidad de colores incrementa desproporcionadamente los costos de reproducción del símbolo.


4. – Omitir el uso letras; frases; números; logos y escudos – La bandera debe expresar su mensaje por sí misma.

Incorporar al paño el nombre de una localidad esteriliza el principal propósito de una bandera, expresar una identidad de manera simbólica.
Las letras o palabras son difíciles de leer a la distancia; también de coser al paño, y más aún, de reproducir en objetos de menor tamaño; tales como distintivos o aplicaciones.
Además, las letras; palabras y números no son reversibles y, por consiguiente, para que no se traspasen al reverso debe usarse doble o triple tela, lo que además de incrementar el costo hace pesada la bandera y afecta a su flameo.
No debe caerse en el difundido error de confundir un cartel; afiche o marca industrial con una bandera. Los sellos, timbres y escudos, fueron diseñados para ser estampados y observados de cerca; lo que los hace inadecuados para una bandera.
En pocos casos los distintivos pueden ser recomendable como banderas. Si fuera imprescindible podría usarse alguno de sus elementos mas característicos. Es el caso de la Enseña nacional de Argentina, donde el Sol fue tomado del timbre de su Escudo oficial.

Ejemplo 10:

Carolina del Sur - La palmera identifíca al Estado mejor que un escudo ya que se lo conoce popularmente como “el Estado de la Palmera”. La Luna creciente se colocó en el cantón superior, lugar de honor y preeminencia.

Dakota del Sur – Contiene el nombre; el lema y el escudo del estado, que también se reitera su nombre en el anillo central del blasón. Una sumatoria de inconveniencias.

Ejemplo 11:

COTES D’AMOR – Contrariando el uso, muy frecuente, de logotipos en banderas de regiones y departamentos franceses, Côtes d’Armor optó por representarse en un estilizado trazo que equivale a una gaviota en vuelo, destacando del mar el contorno de su costa.

LOIR-ET-CHER (Consejo general de,) Utiliza demasiadas palabras y contiene el perfil del palacio del Consejo, pero resulta casi indistinguible en color gris. Para lograr mejor contraste, hubiera convenido emplear el estilizado diseño del dragón con un color de fondo mas efectivo.

Ejemplo 12:

PUEBLO PEGUIS – El contraste de los colores usados y el de su solitario símbolo central, es sumamente adecuado para representar a este pueblo originario; mucho más que cualquier escudo.

FORT PROVIDENCE – Este pueblo originario mantuvo acertadamente la disposición en vertical propia de la bandera nacional de Canadá, donde habita, pero este acierto queda desvirtuado con el agregado del complejísimo emblema de la comunidad.


5.- Original - Será distinta de cualquier otra bandera salvo que la semejanza, total o parcial responda a un vínculo con otra justificados en la historia común.

Lograr este principio es tal vez lo mas difícil de conseguir, pero así mismo es el más importante. En algunos casos, un “buen diseño,” ya ha sido utilizado por algún otro estado o institución por lo que no cabe repetirlo.
Antes de aprobar una bandera se debe practicar una amplia investigación para evitar repetir el diseño empleado por otra.
Sin embargo, debe considerarse que el diseño de una bandera, sus símbolos, o colores pueden ser utilizados para establecer de una manera efectiva y potente la solidaridad y la relación histórica con otras banderas.

Ejemplo 13:

GHANA - Utilizan los mismos colores de otras banderas africanas, por lo que se establece una conexión intencional con los paises de la región.

INDONESIA - Exceptuando sus proporciones, esta bandera es idéntica a la de Mónaco, que es más antigua; aunque no los une ninguna convexidad histórica o regional, lo que torna inadecuada la coincidencia. Por otra parte, sí se la invirtiera, seríá igual a la bandera de Polonia, lo que confundiría al observador poco avezado.

Ejemplo 14:

ACADIA - Los francófonos de Canadá (acadios) toman como base la bandera de Francia, pero la singularizan con la “estrella de Santa Maria” (Stella Maris), su particular símbolo cultural y Santa Patrona de los navegantes.

MANITOBA – El uso del tradicional pabellón rojo británico es intencional; con esto se expresa la conexión entre este estado y la Comunidad Británica de Naciones (Commonwealth). Como único elemento diferenciador utiliza el escudo estatal, que resulta muy pequeño. Quizás hubiera sido mucho mejor emplear al bisonte como principal y único símbolo de la bandera.

Ejemplo 15:

LIBERIA – Esta nación fue poblada por esclavos emancipados de los Estados Unidos. La bandera refleja esta herencia con un formato muy similar, pero evidentemente diferenciado en la única estrella del cantón.

VERMONT – Su bandera estatal es virtualmente similar a la de otros veinte estados de los E. U. de América; que solo se diferencian por llevar sus respectivos escudos, siempre sobre un paño azul.


OTROS ASPECTOS A CONSIDERAR:

·  Para que una bandera municipal o comunal se complemente adecuadamente con la Enseña Nacional su forma debería ser la prevista para esta última: rectangular; en proporción de 5 (ancho) por 8 (largo); según lo dispuso el Decreto Nº 1760/ 2010

·  La durabilidad de una bandera se facilita por la ausencia de símbolos en la porción más cercana al lado batiente; ya que las costuras ubicadas allí tienen tendencia a colapsar más fácilmente.

·  Si se desea colocar un emblema en el lugar de honor corresponderá hacerlo en el cantón, la esquina superior izquierda, ya que es la parte que es más visible cuando no ondea. También podrá ubicarse en centro del paño o en su primer tercio hacia el lado de la vaina. Estas tres son las partes más visibles de una bandera que flamea.

·  Considérense también los métodos de fabricación. Las líneas curvas o quebradas y las aplicaciones de bordes irregulares o de pequeño formato incrementan el costo y dificultan traslación en elementos donde deban reproducirse en pequeña escala (ej.: vestimentas; recuerdos turísticos; vajilla; etc.)

·  Para toda regla puede haber una excepción, pero debe estar muy bien justificada. Cuando el diseño tenga que competir en un concurso corresponderá seguir estrictamente sus bases para que la iniciativa no sea descalificada. Véase un ejemplo:

Ejemplo 16:

- La enseña del estado de Colorado es muy simple y tiene un buen impacto visual; pero en la de Maryland sus complicados elementos heráldicos que poseen una explicación histórica muy fuerte y sus colores le dan un memorable efecto. Este diseño obviamente se aparta de los cinco principios básicos enumerados, aunque lo hace con prudencia y claro propósito.

- Las imágenes que carga una bandera, como por ejemplo animales, siempre deben colocarse mirando hacia el asta de la bandera. Eventualmente puede admitirse que se posicionen de frente. Se trata de un antiguo principio heráldico recogido por la Vexilología.

En definitiva, como pauta general, la bandera debe tener diseño atractivo; equilibrado; expresivo y fácil de recordar.


miércoles, 29 de enero de 2020

La bandera emparchada de Río Gallegos

Se pudo hacer mejor

 El ejemplar emparchado que originó la cuestión

Por Miguel Carrillo Bascary


Nuestro amigo, el profesor Mario Mendoza, nos escribe desde Río Gallegos con motivo de una polémica instalada en la opinión pública local de la que da cuenta con carácter general la nota aparecida en el periódico “La Opinión Austral” https://laopinionaustral.com.ar/polemico-la-bandera-argentina-aparecio-parchada/ a la que podrán acceder los interesados para mejor conocimiento. Fotografía de Mirta Velásquez.

En síntesis, según se refiera en esa cobertura, la Municipalidad de esa ciudad izó una gran bandera nacional con un parche, tal como se observa en la fotografía del caso. La causa fue una importante rotura del paño ya que transitoriamente no es factible reemplazar la pieza debido a su alto costo (aproximadamente unos $6.000) Este proceder habría sido cuestionado desde distintos sectores.

Desde este blog me permito terciar en la cuestión señalando algunos aspectos que deberían tenerse en cuenta. Desde ya adelanto que en este desencuentro hay claroscuros que corresponde destacar, veamos.


Marco normativo actual

En nuestro país no existe una ley general de símbolos patrios que regule específicamente muchos aspectos sobre el uso y ceremonial de la Bandera, es así que periódicamente surgen cuestionamientos que obligan a un mayor estudio y posterior difusión.

Para un caso como el que nos ocupa hay que tener en cuenta varias fuentes que nos permitirán dilucidar cuál es el correcto procedimiento a seguir:

En usencia de una norma en concreto que se refiera a este tipo de situaciones, es fuente del Derecho que debe aplicarse la costumbre, tanto la nacional como la que rige en el Ceremonial de banderas en la generalidad de los estados del mundo.

La práctica tradicional en Argentina indica que las banderas deben presentarse dignas, o sea limpias y sin que su integridad se vea afectada, dicho e otra forma, sin desgarros.

En consecuencia, cuando el paño se haya ensuciado corresponde lavarlo; excepto de que se trata de una enseña de uso militar, ya que en este caso la tradición universal considera que deben mantener su estado, entendiendo que el estado que son timbres de honor el polvo de las marchas y batallas; los rastros de pólvora (tal como ocurría hasta mediados del siglo XIX con las armas que empleaban la pólvora negra) y, eventualmente la sangre de aquellos que habían combatido bajo sus pliegues. Por igual motivo estas banderas tampoco se emparchaban ni zurcían.

El resto de las banderas de uso oficial y las civiles no solo pueden, reitero, sino que deben ser lavadas, en respetando su significado; lo que implicará no hacerlo en conjunto con otras prendas y colgarlas a secar sin que compartan el espacio con ropa u otros textiles. Agrego que las de ceremonias deben asearse mediante el procedimiento de lavado en seco, para preservar su integridad.

Si el problema fuera una rotura y la pieza no puede ser reemplazada, queda habilitado zurcir o emparchar las banderas oficiales (excepto las que corresponden a las Fuerzas Armadas y de Seguridad, como se dijo) y las de uso civil. Con esto no se afecta la dignidad del símbolo, para nada.

Siempre será preferible mostrar una Bandera Argentina emparchada que no hacerlo por falta de los medios necesarios para reemplazarla.

De esta manera queda establecido y fundamentado que un ejemplar de bandera nacional de izar puede ser válidamente reparado.


Posición del Instituto Nacional Belgraniano

Esta entidad fue oficializada por Decreto Nº 1435/ 1992 cumple funciones de asesoramiento a los poderes públicos; lo que fue ratificado recientemente por Decreto Nº 2/ 2020, en materias vinculados al general Manuel Belgrano y a todo lo que se le relacione, entre ello sobre la Bandera nacional.

Con este cometido, la entidad consigna en su página web http://manuelbelgrano.gov.ar/bandera/ lo que seguidamente se transcribe y que sirve de guía a la presente entrada.

"Conservación
Toda bandera debe mantenerse en las debidas condiciones de higiene e integridad física. En cualquier operación que implique el manejo de cualquier bandera, se extremarán los cuidados para evitar que se deteriore o que su estado de limpieza se vea afectado.
Exhibir banderas faltas de higiene o desgarradas es una negligencia lamentable, que será responsabilidad del funcionario que lo tolere o que evite observarlo al personal bajo su dependencia.
La tradición indica que las banderas militares no se lavan, porque los vestigios de combate son verdaderos timbres de honor. No ocurre así con las de uso civil por lo que, como señal de respeto, si es necesario se lavan; planchan y reparan guardando las consideraciones adecuadas (20). Las de ceremonia requieren limpieza en seco."


El caso de Río Gallegos

La fotografía del diario “La Opinión Austral” nos muestra un importante parche sobre la franja superior de la bandera izada en el mástil de las avenidas San Martín y Kirchner.

Mástiles en la esquina citada de Río Gallegos
En el principal, la Bandera Nacional; en los menores: la de Santa Cruz y la de la ciudad

El desacierto radica en el color del parche que es decididamente azul por lo que contrasta netamente con el celeste de la enseña. Cabe dejar constancia aquí que los colores de la Bandera Nacional fueron fijados bajo parámetros técnicos precisos expresados por Normas IRAM, en el Decreto Nº 1650/ 2010. En el caso del celeste se optó por el Pantone Celeste: L*: 67,27 a*: -6,88 b*: -32,23 C*: -32,95 H*: 257,96; que admite una tolerancia: DE CMC 2:1 : £ 1,0.

Es así que, dispuesta la necesidad de colocar un parche al paño- bandera, se debió emplear una tela cuya tonalidad fuera lo más aproximada posible al resto de la franja afectada. Evidentemente que no se hizo así, lo que despertó la extrañeza y hasta la repulsa de algunos sectores de la opinión pública, tal como da cuenta el periódico sureño.

La bandera izada en Río Gallegos

Son muchos los aportes que nos mandan nuestros lectores acompañados con fotos y pidiendo consejo o señalando desaciertos en materia de banderas; lo cierto es que si bien recibimos varias tomas de banderas emparchadas, nunca vimos una con las características del presente caso.

Una vista con mayor detalle

El izamiento de los domingos en el centro de Río Gallegos es una tradición local muy arraigada que merecería ser imitada en otras ciudades. Mayor información al respecto puede verse en: https://laopinionaustral.com.ar/el-izamiento-dominical-72-anos-de-historia/


La moraleja

De lo expuesto pueden obtenerse varias conclusiones que eventualmente podrán capitalizarse en ocasiones similares.
  • He destacado que una bandera dañada puede repararse, excepto que corresponda a las Fuerzas Armadas y por extensión a las de Seguridad.
  • La reparación debe ser adecuadamente prolija. En el caso de Río Gallegos parece serlo.
  • Si fuera necesario un parche, como en la ocasión, su color debe ser lo más aproximado posible al reglamentario.
  • Agrego que, ante la eventualdiad de no disponerse es factible seguir el procedimiento siguiente:Se toma una pieza de género blanca y se la sumerge en agua con anilina azul; una vez seca si la tonalidad resulta algo más pálida se repite la operación hasta dar con el tono apropiado; tantas veces como sea necesario.
  • Luego se coserá el parche para cubrir la zona dañada.


En conclusión

Es loable que diversas expresiones de la sociedad se hayan preocupado por el estado de la Enseña patria izada en Río Gallegos; pero cabe rescatar la digna actitud de la Municipalidad local que al no disponer del dinero para reemplazar la bandera dispuso su reparación. El problema estuvo en el subido tono del color del apósito.

Para enmendar lo ocurrido bastaría que se reemplace el parche en cuestión, hasta que oportunamente puedan contarse con los recursos necesarios para cambiar la pieza.

Pero también podrá superarse la cuestión, promoviendo una colecta entre la población para cubrir el costo de una nueva pieza. En este cometido, cabe suponer que los disgustados con el accionar de la Municipalidad, sin dudas que encabezarán la suscripción popular.


Una cuestión marginal

La Bandera Nacional no admite ningún elemento en su paño, más que los eventuales remiendos os zurcidos destinados a restablecer la integridad de la pieza.

Las banderas de izar expresan el duelo oficial colocadas a media asta; jamás cabe adicionarles listones o moños negros, costumbre que sí tiene curso en España, de donde se originaría el error de que esto vale para la Enseña Argentina.

Bandera a media asta por haberse decretado duelo oficial

Lo que está mal: una bandera de izar con un moño negro cosido a su paño

En cambio, cuando se haya decretado duelo nacional, a las banderas de ceremonia, en nuestro país se les adiciona un listón negro o una muselina de igual color fijados en la base de la lanza.

Una bandera de ceremonia con crespón

En el día de la fecha se publicó en "La Opinión Austral" la entrevista que se nos realizó en la víspera; puede verse en: https://laopinionaustral.com.ar/ex-director-del-monumento-a-de-rosario-opino-sobre-bandera-parchada-de-rio-gallegos-nunca-vimos-un-caso-como-este/ al igual que en diario Clarín: https://www.clarin.com/sociedad/polemica-foto-bandera-argentina-emparchada-puede-remendada-_0_Zxo8j7M9.html

Cabe señalar que la bandera que aparece en la foto no corresponde a "una escuela", como equívocamente se indica en dichas coberturas, sino que fue la izada en el centro de Río Gallegos, como bien se expresa más arriba. La enseña que la Municipalidad de Rosario cedió a la Escuela Nº10 "H. Yrigoyen", en el año 2015 se conserva como preciado testimonio en la misma y fue indeada en el Monumento a la Bandera. Cada año, en oportunidad de hacer la promesa los alumnos de 4to. grado se iza en el mástil escolar a tal efecto, lo que los niños valoran en forma muy emotiva.

A