jueves, 27 de agosto de 2015

Las banderas con flecos

Por Miguel Carrillo Bascary


La costumbre de colocar flecos ornamentales a las banderas nunca fue generalizada. La simplificación de los usos y costumbres los ha hecho desaparecer prácticamente, excepto de las banderas de ceremonias, particularmente las que se emplean en Estados Unidos.

En nuestro país son contados los ejemplares con estos accesorios los que siempre fueron considerados “poco democráticos”, suntuarios. La sanción del Decreto Nº1650/ 2010 que estableció las características técnicas de la Bandera nacional, impide de hecho el uso de flecos en su contorno. Sin embargo, podemos ver casos en donde las autoridades argentinas debieron admitir que los acompañaran banderas con flecos dispuestas por la hospitalidad de los Estados Unidos y de Cuba.


La fragata "Libertad" llega al puerto de La Habana (2014)

La Presidenta argentina en la Univ. de Columbia (Foto tomada del diario La Nación)



Por lo general los flecos son de largo uniforme, por lo que destaca como curiosidad el estilo ondeado de los que ornamentan esta bandera peruana tomada como trofeo durante la Guerra del Pacífico y que hoy se preserva en el Museo Nacional de Chile.



Su descripción es la siguiente: bandera de raso opaco confeccionada a mano. Sobre el campo blanco lleva el escudo peruano, donde se observa una llama, un árbol y un cuerno de la abundancia. Dos ramas de laurel y palma tomadas por una cinta tricolor, bordado todo en hilo de plata y oro enmarcan el conjunto. Coronan el escudo ramas de laurel, dentro de la misma se observa a Nuestra Señora de Lima, bordada en hilo de oro en un círculo de plata; rodeada de ángeles. En la base se observan tres espadas. Tiene una leyenda inscripta en un retazo agregado en la parte inferior que reza: "Tomada por el Rejimiento (sic) de Línea- Santiago el 13 de Enero de 1881- Batalla"(ilegible)”. En su reverso la enseña no tiene escudo. Son sus dimensiones: largo 193 cmts. y ancho 120 cmts.

No hay comentarios:

Publicar un comentario