domingo, 2 de julio de 2017

Donación de banderas

Por Miguel  Carrillo Bascary



Es tradicional que las instituciones públicas o privadas que deseen distinguir o promocionar a otras entidades les donen un ejemplar de bandera o de un conjunto de bandera y asta.
Usualmente esto se concreta en una ceremonia especial o como parte de auella que se realice para conmemorar alguna fiesta cívica o una circunstancia académica. La ocasión servirá para destacar los vínculos entre el donante y la donataria; todo esto se vuelca en un acta formal de donación.
En principio este documento es muy sencillo y admite incluir un apartado específico en donde se destaquen los acontecimientos que relacionan a las dos entidades o donde se relaciona la iniciativa que permitió concretar la donación.
Corresponde que la firma del acta se concrete en el curso de la ceremonia, inmediatamente después de que se entregue y reciba la pieza.
La locución informará lo pertinente a todos los presentes y se invitará al titular de la entidad donante para que suscriba el acta en primer lugar, seguido del titular de la donataria; inmediatamente después lo harán quienes los acompañan.

A tal fin la organización deberá disponer de una mesa que se colocará en un lugar destacado del ámbito en donde se realice la ceremonia. Quienes deban firmar se sentarán ante la misma para suscribir el documento, dando posibilidad para que un fotógrafo documente la ocasión. No resulta elegante que la firma se concrete de parados.

Es factible que también puedan suscribir el documento los asistentes que deseen hacerlo, esto que se concretará luego de que finalice la ceremonia para no alargarla en demasía y por razones de orden.

Cuando se done una bandera de ceremonia con su asta, se presentará armada; si el objeto de la donación es solo el paño, este se colocará sobre una bandeja de buena presencia, también podrá ser entregada cargada en los brazos del donante. 


Luego de ser recibida por el titular de la donataria siempre se pasará al abanderado y a los escoltas designados. 


En circunstancias menos formales la entrega puede concretarse presentando el paño en una caja que lo contenga pero la ceremonia pierde mucho lucimiento; en su caso la caja debe estar destapada, para que se observe la bandera. Compara la foto anterior con la siguiente y se comprenderá cabalmente lo expuesto.


Si se trata de una bandera de flameo se presentará encanastada, en brazos del donante o bien, en un cofre vidriado. Luego que la recibe el titular de la donataria se la pasará al abanderado y escoltas designados.


Cuando por alguna circunstancia se desee mostrar la enseña a los participantes, esto ocurrirá luego que sea recibida. El titular de la donataria la desplegará ayudado por algunos de sus acompañantes, cuidando muy especialmente que el paño no toque el suelo. Eventualmente es factible que las autoridades poseen para los fotógrafos con la bandera desplegada. Finalizada la sesión se deberá encanastar o doblar el paño con los debidos cuidados.

A continuación se ofrece un texto orientativo sobre el contenido del acta aludida. Sin perjuicio de lo expuesto nos comprometemos a evacuar toda consulta que fuere menester.


Texto guía:

ACTA DE DONACION DE UNA BANDERA

En la ciudad de (…) a los (…) días del mes de (…) del año (...) siendo las (…) horas; en el Despacho de (nombre completo de la entidad huésped), sito en (dirección; localidad, provincia y país) ante el/ la Señor/a Director/a (cargo; nombre completo y número de documento de identidad) de la (nombre completo de la entidad que recibe la donación); en este estado se hace/n presente/s (se mencionan los nombres de los donantes o de sus representantes, consignando sus respectivos cargos o funciones y haciendo mención de la entidad a la que representan, según corresponda y sus respectivos números de documentos de identidad) con el objeto de entregar en carácter de donación (se determina la bandera y sus accesorios, en su caso, con aquellas referencias que indiquen su origen). En este acto el/ la Señor/a Director/a recibe la/las pieza/s indicada/s; que una vez completados los requisitos de práctica será/n afectada/s al uso de la institución. No siendo para más y para constancia se labra la presente en dos ejemplares idénticos que una vez leídos firman las personas aquí mencionadas. Conste.-


Indicaciones para las firmas: 
  •  Firma en primer lugar luego, sobre la izquierda de la hoja, el titular de la entidad donante o de su representante; luego, el/la directora/a del establecimiento que recibe la donación (a la derecha); bajo ellos, los respectivos secretarios y luego las demás autoridades.
  • Las firmas llevarán los sellos aclaratorios e institucionales de los funcionarios que suscriben el acta. Si alguno de ellos circunstancialmente no dispone de su sello personal, aclara su firma y función de su puño y letra.
  •  El uso consagra emplear tinta de color negro.
  •   Lo correcto es que las firmas se acomoden formando dos columnas (una por cada parte), si se termina el espacio disponible en el anverso se continuará en el dorso, manteniendo el encolumnado. No se colocarán firmas en los márgenes.
  •  Cuando la donación tenga relativa importancia económica se aconseja la intervención de un escribano (notario).



Nota: El presente material ha sido confeccionado expresamente con referencia al Programa “Rosario, Cuna de la Bandera” (Municipalidad de Rosario, Secretaría de Gobierno), a solicitud de una escuela interesada.

No hay comentarios:

Publicar un comentario